Cómo entender el colesterol: el bueno, el malo y el dietético

Por American Heart Association News

American Heart Association
(American Heart Association)

Read in English

El colesterol puede ser un tema confuso, pero entenderlo puede ayudarlo a vivir una vida más larga y sana.

Entonces, para conmemorar el mes de la educación sobre el colesterol (Cholesterol Education Month), un par de expertos aclararon cinco preguntas comunes sobre este tema.

¿Importa mi conteo de colesterol en la sangre?

"La respuesta es sí", dijo el Dr. Neil J. Stone, profesor Bonow de medicina y cardiología de la Facultad de Medicina Feinberg de la Universidad Northwestern en Chicago.

Los estudios indican que las personas sanas con niveles de colesterol LDL de 100 mg/dL, o menores, tienden a tener menores tasas de enfermedades cardíacas y ataques cerebrales, lo cual concuerda con la filosofía de "menos es mejor" que se indica en las pautas para el colesterol emitidas por el Colegio Americano de Cardiología (American College of Cardiology) y la American Heart Association en 2018.

Las recomendaciones más antiguas enfatizaban lograr niveles específicos de colesterol, pero, hoy en día, los médicos utilizan los análisis de colesterol como parte de una evaluación personalizada del riesgo cardiovascular general. Las personas con un riesgo más elevado tienen más que ganar si disminuyen su colesterol, dijo Stone, quien fue subdirector de la fuerza de tarea que desarrolló las pautas.

Sin embargo, el "colesterol no existe de manera aislada", añadió. "Hay que pensar acerca de la alimentación, el estilo de vida y los medicamentos, con el fin de tratar la progresión de riesgo que abarca la presión arterial, el colesterol, el azúcar en la sangre y el peso".

Las pautas recomiendan revisar el colesterol y otros factores de riesgo tradicionales de cada cuatro a seis años, comenzando a los 20 años. Si la pandemia de COVID-19 le ha complicado esos planes, entonces actualícese en cuanto pueda hacerlo sin peligro, dijo Kristina Petersen, profesora asistente del departamento ciencias de la nutrición de la Universidad Texas Tech en Lubbock.

Me confunde la diferencia entre el colesterol "bueno" y el "malo". ¿En cuál me debo enfocar?

Cuando se hace análisis de sangre probablemente observará sus niveles de colesterol total, colesterol LDL, colesterol HDL y triglicéridos.

El colesterol LDL ha sido denominado como malo debido a que aumenta el riesgo de las enfermedades cardíacas, los ataques cerebrales y otros problemas de salud. Se le dice colesterol bueno al HDL porque tener un nivel mayor de este se relaciona con un riesgo menor de padecer enfermedades del corazón y ataques cerebrales.

Disminuir el LDL debe ser la prioridad, dijo Petersen, coautora de una advertencia científica de la AHA relacionada con el colesterol en la alimentación y las enfermedades cardíacas, publicada el pasado diciembre en el boletín Circulation.

"Lo más importante es reducir el colesterol LDL porque es lo que eventualmente aumenta el riesgo de padecer enfermedades del corazón", dijo.

¿Me debo de preocupar acerca del colesterol en la comida?

Muchas fuentes de colesterol en la alimentación también son fuentes de grasa saturada, dijo Petersen. "Sí, queremos limitar el consumo de grasa saturada en la alimentación, ya que al hacerlo su consumo de colesterol dietético también será bajo". Reducir la grasa saturada puede mejorar su nivel de LDL en unas cuatro a seis semanas, agregó.

La advertencia sobre el colesterol en la alimentación enfatiza que llevar una alimentación sana es más importante que enfocarse en lograr cierto nivel de colesterol. Este tipo de alimentación destaca las frutas y vegetales, cereales integrales, lácteos bajos en grasa o descremados, proteínas animales magras o fuentes de proteína vegetal, frutos secos, semillas y aceites vegetales líquidos.

Seleccionar los alimentos correctos podría ser particularmente importante para las personas que son sensibles al colesterol dietético, aproximadamente 1 de cada 4 personas, según lo sugieren algunos estudios. Una reseña de varios estudios de largo plazo publicada en JAMA en 2019, sugirió que cada cantidad adicional de 300 miligramos de colesterol dietético que se consuma en un día, se relaciona de manera importante con un mayor riesgo de padecer enfermedades cardíacas.

"El paciente debe hablar con su médico acerca de limitar el colesterol en su alimentación a través de un plan individual", dijo Stone.

¿Está bien comer huevos?

Se conoce bien que las yemas de huevo tienen colesterol; un huevo grande revuelto contiene 169 miligramos de colesterol, por ejemplo.

"Puede comer huevos", dijo Petersen. "Sugerimos que no consuma más de un huevo entero al día para ingerir solo una baja cantidad de colesterol, sin embargo, definitivamente puede agregar huevos a su dieta como parte de un patrón alimenticio saludable".

Las investigaciones no han sido congruentes, señaló, debido a que a menudo los huevos se consumen con otros ingredientes con altas cantidades de grasa saturada, lo cual dificulta separar su peligro potencial.

Stone agregó que las personas varían. "Algunos pacientes consumen dos huevos diarios y su colesterol no se altera. Otros comen dos huevos al día y su colesterol se eleva en 50 puntos."

¿Es posible heredar altos niveles de colesterol?

A veces, el colesterol LDL elevado proviene de una anomalía genética llamada hipercolesterolemia, la cual afecta aproximadamente a 1 de cada 212 adultos en Estados Unidos. Si se detecta de manera temprana, puede ser muy eficaz combinar ciertos medicamentos, una alimentación saludable y hacer ejercicio.

Las pautas de las ACC/AHA indican que es razonable revisar el colesterol de los niños, comenzando a los 2 años, si tienen antecedentes familiares de enfermedades cardíacas o colesterol alto que inicia a una temprana edad.

Todos deben mantenerse pendientes de sus niveles de colesterol y conocer la conexión que este tiene con la salud en general, incluso durante la pandemia, dijo Stone.

"Este no es un momento adecuado para soltar los buenos hábitos alimenticios y el ejercicio regular, ni para desarrollar conductas que no son buenas para el corazón. Es más bien el tiempo preciso para aprender a comer menos, alimentarse de manera más inteligente, moverse todos los días y tratar de no aumentar de peso".

Si tiene una pregunta o un comentario sobre este artículo, por favor mande un correo electrónico a editor@heart.org.


American Heart Association News Stories

American Heart Association News covers heart disease, stroke and related health issues. Not all views expressed in American Heart Association News stories reflect the official position of the American Heart Association.

Copyright is owned or held by the American Heart Association, Inc., and all rights are reserved. Permission is granted, at no cost and without need for further request, to link to, quote, excerpt or reprint from these stories in any medium as long as no text is altered and proper attribution is made to the American Heart Association News. See full terms of use.

HEALTH CARE DISCLAIMER: This site and its services do not constitute the practice of medical advice, diagnosis or treatment. Always talk to your health care provider for diagnosis and treatment, including your specific medical needs. If you have or suspect that you have a medical problem or condition, please contact a qualified health care professional immediately. If you are in the United States and experiencing a medical emergency, call 911 or call for emergency medical help immediately.